top of page

Carta de la autora VII: “Sin miedo a la moda”

Cuando eres una “niña de pueblo” tener como hobby la moda es algo complicado, por no decir imposible. Bueno, nada es imposible pero, en fin, que no lo tienes fácil del todo. Cuando me refiero a “niña de pueblo” (no es mi expresión favorita para definirme pero es la más realista), bueno ahora ya soy una “adulta de pueblo”, me refiero a que he crecido y sigo viviendo en un pueblo pequeño, muy pequeño. Aunque la situación respecto a la moda de "niña de pueblo" a "adulta de pueblo" no ha cambiado mucho.


Todo empezó cuando yo era pequeña, cuando empecé a tener debilidad por la moda. Compraba revistas de moda, me encantaban las series y pelis relacionadas con la moda y empecé a conocer marcas y tener sueños como comprarme mi primer Louis Vuitton o asistir a un desfile de Chanel o comprar en Harrods (en la sección impermisible, claro, dónde hay Valentinos rojos y Jimmy Choo's). Luego el sentimiento hacía la moda fue in crescendo y terminé queriendo trabajar en este mundo en el que, por cierto, es muy difícil entrar. Aquí estoy en 26 años sin aún haber entrado, pero eh! Lo sigo intentando. Pero ese no es el tema de hoy. La cuestión es que era una niña pequeña aficionada a la moda, con muchos sueños, peeeero que vivía en un pequeño pueblo, emm 2000 habitantes, de Catalunya.


Entonces llegan los problemas. 1. Las ofertas de trabajo en moda aquí son 0, tienes que ir como mucho a Barcelona y aún así es muy difícil encontrar un trabajo en moda, por mucho que digan que es de lo más común hoy en día. De aquí a que mi sueño de siempre fuera mudarme a Londres o Paris, grandes ciudades de la moda. Pero la vida da muchas vueltas y aquí sigo, pero aún puede dar más vueltas quién sabe! 2. La gente aquí, en un pueblo tan pequeño, es muy cerrada de miras y lo moda digamos que es el algo que a la mayoría le cuesta entender y aceptar. Mi gran problema de siempre. Siempre he tenido un gusto exquisito por la moda en mi mente, en mi imaginación me veo con outfits brutales dignos de salir en Gossip Girl, pero cuando llega la realidad no me pongo ni la mitad de cosas que me gustaría llevar. Y, ¿por qué? Por vergüenza, tal cual. En mi pueblo te pones un modelito un poco diferente y cuando digo diferente es salir de los tejanos y jersey, y se te quedan mirando, se giran, cuchichean, te juzgan y acabas siendo el centro de atención, cosa que odio. Cuando era más pequeña o una adolescente pensaba: bueno esto con los años cambiará, dejará de importarme lo que piense la gente. Además, te plantan siempre las típicas pelis de la niña que crece ve mundo y se transforma en auténtica chic girl en plan Sabrina, y claro mi yo adolescente pues muriendo de ganas que le pasara en un futuro no?

Pero no ha sido así.


Después de años de lucha conmigo misma para que me deja de importar lo que piense la gente de mi, y creedme que lo he conseguido bastante en muchos ámbitos de mi vida. Y sí que es verdad que después de mi pequeña aventura por Inglaterra cambié bastante y dejé atrás la Marta de la vergüenza, antisocial, etc etc. Pero, con la moda me sigue costando muchísimo, no volví hecha una chic girl como Sabrina, me entendéis? Por suerte tengo un trabajo en una oficina, dónde hay gente que se viste como a mi me encantaría y me siento más cómoda arriesgando en mis looks, pero luego llego a mi pueblo y vuelvo a los tejanos y al jersey. Porqué además, cuando llevo algo fuera de lo normal (que no os creáis que me pongo un vestido largo o unos taconazos) encima tengo que recibir comentarios en plan: ¿dónde vas así? ¿qué llevas puesto? ¿tela no?¡pero qué feoooooooo! Emm vale. Puede ser que para esas personas sean simples comentarios, sobre todo si lo hacen personas cercanas a mí y que saben cuál es mi pasión, pero para una amante de la moda que intenta llevar sus sueños a cabo y vestir como tiene en su imaginación es muy duro y cruel y realmente sienta como una patada en los... Pero bueno, sigo luchando con mis miedos, con la vergüenza, con lo qué piense la gente y puede que alguna vez me atreva a llevar esos looks que tengo en mi cabecita. Decidme, soy la única que vive en esta tortura? ¿También sois niñas de pueblos? Searching help.


Lots of love,

Marta

16 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page